Cursillos Prebautismales

Según nos dice el Catecismo, el Santo Bautismo es el fundamento de toda la vida cristiana, el pórtico de la vida en el espíritu y la puerta que abre el acceso a los otros sacramentos. 

 

Por el Bautismo somos liberados del pecado y regenerados como hijos de Dios, llegamos a ser miembros de Cristo y somos incorporados a la Iglesia y hechos partícipes de su misión.

 

Para recibir el bautismo, tanto los padres como el padrino y la madrina deben un cursillo previamente. Para conocer las fechas de los cursillos se debe consultar en la parroquia. 

 

Además, los padrinos deben estar confirmados.

 

 

estamos en las REDES